Es un escándalo que menores de 11, 12, 13… años estén asaltando a punta de pistola a los clientes de restaurantes, y que cuando son detenidos lo único que ocurre es que se llama a sus padres para que los vayan a buscar a la comisaría y se los lleven a su casa sin castigo alguno porque son inimputables legalmente por ser menores.

Acaben con estas leyes inmundas que han llenado de delincuentes las calles de chile.

El 43% de las casas de chile ha sido objeto de robos y el 91% de las personas tiene un amigo o familiar al cual han asaltado o robado en el último año.

En San Bernardo los ladrones eran carabineros que usaban el mismo radiopatrullas para cargar lo robado.

Cambien las leyes inmediatamente para castigar con dureza a los delincuentes.

Los delincuentes se tomaron las calles de chile, se tomaron el país.

El gobierno dice que estas cosas son leseras.

Pidan elecciones anticipadas, cambien de políticos ya.

Voten a personas dignas y no a ladrones.


Anuncios